imagen Remedios caseros para las hemorroides
Remedios naturales

Remedios caseros para las hemorroides

Las hemorroides se presentan como uno de los grandes incordios, causando molestias que limitan incluso nuestro bienestar. Por eso, desde remedioscaserosdiarios.com, queremos ofrecerte las mejores soluciones en forma de remedios caseros, para que logres acabar por fin con las molestas hemorroides. 

Las hemorroides o almorranas como también se les conocen, son venas inflamadas y dilatadas en el ano o en el recto, que pueden causar comezón, dolor y sangrado anal. Estas se encuentran clasificadas en dos tipos, hemorroides externas y hemorroides internas.

Las hemorroides externas son aquellas se presentan en el ano o en el final del canal anal, mientras que las hemorroides internas se presentan en el recto. Existen distintos factores de riesgo que pueden producirlas, tales como el estreñimiento, el sexo anal, la dieta pobre en fibras, la obesidad, la diarrea crónica, el embarazo, las comidas picantes, entre otros.

Independientemente de los distintos factores de riesgo que existen, las hemorroides aparecen cuando hay un aumento de la presión en las venas hemorroidales o debilidad en los tejidos de la pared del ano. Es por ello, que a continuación te hablaremos sobre los distintos remedios caseros para las hemorroides que existen.

Remedios caseros para las hemorroides internas

Uso del ajo para tratar las hemorroides internas

El ajo es un excelente remedio casero para las hemorroides internas, su tratamiento puede llevarse a cabo consumiendo uno o dos dientes de ajo al día. Asimismo, se recomienda triturarlo e ingerirlo crudo.

En el caso de las personas que se les dificulte tolerar el sabor fuerte del ajo, pueden acompañarlo con agua. Cabe destacar, que el ajo ayuda a fortalecer la vascularización intestinal, aliviando así el dolor y disminuyendo la incidencia de las hemorroides.

Cápsulas de Equinácea

En caso de tener hemorroides inflamadas y bastante dolorosas, la equinácea es una buena opción natural, ya que posee propiedades antibióticas, antiinflamatorias e inmunoestimulantes.

Las propiedades mencionadas anteriormente ayudan a aliviar el dolor, así como a tratar la infección y fortalecer el sistema inmunológico.

Consumir alimentos que ayudan a evitar el estreñimiento

Otra recomendación para aliviar el dolor que producen las hemorroides internas es consumir más fibras para ayudar a regular el tránsito intestinal y ablandar las heces.

Algunos alimentos ideales para evitar el estreñimiento pueden ser, la ciruela negra, la lechosa, la semilla de auyama o calabaza, el kiwi, la avena, el higo entre otros. Se recomienda comer 38gr de fibra para los hombres, y 25gr en el caso de las mujeres, además de beber 8 vasos de agua al día.

Remedios caseros para las hemorroides externas

Hacer baños de asiento con agua tibia

El agua tibia puede ayudar aliviar la inflamación y el dolor de las hemorroides externas, debiendo aplicarse ésta por un periodo de 15 a 20 minutos, repitiéndose las veces que se considere necesario.

Asimismo, existen algunas plantas medicinales que se pueden agregar al baño de agua tibia tales como, hamamelis, manzanilla, árnica y lavanda. Estas plantas contienen propiedades que contribuyen a aliviar el dolor en muy poco tiempo.

Baños de asiento con castañas de la india

Las castañas de la India en polvo ayudan a mejorar la circulación, aliviando así el dolor y el malestar. Teniendo 2 litros de agua hirviendo y 5 cucharadas de castañas de la india en polvo, su preparación es básicamente sencilla. Consiste en mezclar los ingredientes y dejarlos reposar por un periodo de 10 minutos.

Una vez hecho esto, se deben colocar en un recipiente grande, y la persona que se tratará las hemorroides deberá sentarse en el agua por 20 minutos. Este tratamiento debe llevarse a cabo por un periodo de 5 días.

Baños de asiento con Ciprés

El procedimiento con ciprés es bastante similar al anterior. Teniendo 1.5 litros de agua hirviendo y 8 gotas de aceite esencial de ciprés, se deben colocar las gotas del aceite en el agua caliente, mezclándolas bien.

Esta mezcla debe colocarse en un recipiente grande, y una vez que la temperatura del agua sea adecuada, quien se esté tratando las hemorroides debe proceder a sentarse en el agua durante 20 minutos mientras que el remedio actúa.

Pomada casera de hamamelis

Otro remedio para las hemorroides externas es la pomada casera de hamamelis, ya que esta posee acción anti-inflamatoria, astringente y antihemorrágica. Teniendo 4 cucharadas de cáscaras de hamamelis junto con 60 ml de parafina líquida y 30ml de glicerina puede procederse a su preparación.

Se deben colocar las cáscaras de hamamelis y la parafina en un recipiente, dejándose hervir por 5 minutos. Luego, debe pasarse el líquido a través de un colador y agregar la mezcla de los 30ml de glicerina, conservándolo en la nevera. Se recomienda emplear este tratamiento diariamente hasta que sea necesario.

Compresa de glicerina y sales Epsom

Este remedio se caracteriza porque ayuda a aliviar la picazón y el dolor. Sus ingredientes consisten en 2 cucharadas de sales epsom y 2 cucharadas de glicerina. Para preparar este remedio, se deben mezclar dichos ingredientes y aplicar en la zona afectada, dejándolo actuar por 20 minutos. Posterior a esto, debe procederse a lavar el área con abundante agua tibia.

Aloe Vera

El aloe vera posee propiedades bastante efectivas para tratar los síntomas como la picazón, el ardor, y la inflamación. Corta una hoja de aloe vera y aplica el líquido de ésta varias veces al día, sobre todo después de evacuar.

Cabe destacar, que resulta importante limpiar bien la zona afectada antes de aplicar el remedio.

Cuidados generales durante el tratamiento de las hemorroides

Para que los remedios caseros sean más eficaces y las hemorroides desparezcan en el menor tiempo posible, se deben tener en cuenta algunas recomendaciones durante el tratamiento. Es importante evitar el consumo de bebidas alcohólicas así como el de alimentos picantes o muy condimentados.

Asimismo, debe evitarse realizar esfuerzos excesivos para evacuar, una vez que se haya evacuado, proceder al lavado de la zona anal con agua y jabón, evitando preferiblemente, el uso de papel higiénico. Debe reducirse el consumo de café, del chocolate y de los ácidos, evitando además, el consumo de sal en exceso.

Es importante evitar rascarse las hemorroides, ya que al hacerlo esto puede llegar a producir más irritación. Para mayor comodidad, se aconseja utilizar regularmente un cojín con forma de aro con una abertura en el centro para sentarse.

Si estés padeciendo de esta enfermedad, cualquiera de los prácticos remedios caseros para las hemorroides mencionados antes, podrán serte de gran ayuda.


Ahora solo te pediría el favor de ayudarnos a compartir esta página en tus redes sociales, para así llegar a más gente que pueda necesitar nuestra ayuda. Solo tienes que hacer click en uno de los botones que verás arriba. ¡Muchas Gracias!
Comentarios