imagen Remedios caseros para la tos
Medicina natural

Remedios caseros para la tos

Dependiendo de la situación y la tos que tengas puede ser más aconsejable un remedio natural u otro. En remedioscaserosdiarios.com te ofrecemos una selección de lo más conveniente para la tos en cada caso.

La tos es un síntoma común derivado de varias dolencias, pero sobre todo de aquellas que afectan al sistema respiratorio.

Se trata de un sistema de defensa natural que presenta nuestro organismo para poder combatir cuerpos extraños que obstruyan las vías respiratorias, con lo que se impulsa para intentar liberarlos y favorecer la respiración; o como síntoma de otro tipo de patologías como por ejemplo el asma o la alergia.

En el siguiente artículo te explicaremos cuales son los remedias caseros más eficientes para combatir la tos, aparte de cómo podemos utilizarlos.

Darte un baño caliente para eliminar la tos

Aunque parezca una tontería, los baños con agua caliente son uno de los mejores remedios caseros que existen contra la tos.

Son fáciles de aplicar y lo mejor de todo es que sus resultados son casi inmediatos.

Preparación del baño

El agua se debe poner a temperatura elevada para generar vapor en el ambiente, pero no tanta como para producir quemaduras en la piel.

Para que sea lo más efectivo posible, lo único que se debe hacer es cerrar cualquier ventana o ventilación de la habitación y disfrutar de un relajante baño caliente, favoreciéndote del vapor que emana, para poder aliviar la congestión de las vías respiratorias y poder con ello mejorar la respiración

Nota:

Si se padece de asma este remedio tendrá el efecto contrario al deseado, ya que ocasionará que la tos se incremente.

Olvídate de la tos con jarabe de miel

Si te gusta emplear la miel para endulzar tus postres o simplemente como acompañante de tus comidas, esta va a ser la mejor manera para usarla.

Varios científicos contrastan la eficiencia de esta sustancia para el alivio de los ataques de tos y de la irritación de garganta, empleándose en numerosos remedios caseros y en algunos fármacos.

Como aplicar la miel

Se puede emplear de tres sencillas maneras para poder así ayudar a combatir esa molesta afección:

  • Tomar una cucharada de miel sola, se emplea sobre todo para suavizar la garganta y combatir la irritación.
  • Mezclarla con el jugo de limón y aceite de coco para crear así un jarabe que ayude a combatir la tos.
  • El remedio más antiguo y que solo es apto para mayores de edad, es mezclar una cucharada de miel con un chorrito de whiskey o coñac; para aliviar tanto la tos como posibles infecciones que se hayan producido en la garganta ocasionada por el esfuerzo de la tos.

Morder un limón siempre será remedio efectivo

Se trata de uno de los remedios caseros más extravagantes que existen, pero su eficiencia es casi inmediata.

Cómo tomar el limón

Lo único que se debe hacer es cortar medio limón, añadiéndole un poco de sal y pimienta antes de morderlo.

Con esto se consigue una mezcla excelente con la que se podrá combatir la tos y las posibles infecciones que se hayan provocado por ella, y todo uniendo el poder antiséptico de la sal con las propiedades medicinales del limón.

Mucho líquido

El tomar líquido en exceso puede dañar nuestro organismo, pero en los casos de padecer ataques de tos, lo que más se recomienda para combatirlo es tomar agua o alguna sustancia liquida.

Con esto lo que se intenta es favorecer el flujo de líquido por el organismo y de igual manera el de oxígeno.

Cómo ayuda el líquido

La fluidez ayuda a diluir la mucosidad que se forma en las paredes respiratorias por la infección causante de la tos, por ello el tomar agua, té o infusiones de agua tibia ayudan a la dilución de esta mucosidad, y ayuda a limpiar y ensanchar las vías respiratorias favoreciendo con así el paso del oxígeno en el proceso respiratorio.

Tomar té de tomillo

El tomillo es sumamente importante en algunas partes del continente europeo como Alemania, en donde el té de tomillo ha sido considerado uno de los mejores remedios para calmar la tos.

Esto se debe a sus propiedades relajantes y antiinflamatorias, las cuales lo hacen el candidato perfecto para combatir dicha dolencia.

Preparar el té de tomillo

Es muy sencillo a la vez que efectivo, lo único que se debe hacer es añadir a una taza de agua caliente dos cucharadas de tomillo machacado, y dejar que se repose durante unos 10 minutos para que la mezcla haga un mejor efecto.

Para este remedio, también es recomendado añadir una cucharada de miel o limón, lo que mejora el sabor de esta aumentando así sus propiedades medicinales.

La Pimienta negra y sus propiedades contra la tos

Este remedio es apto solo para la tos húmeda, para la cual el consumo del té de pimienta negra con miel es la mejor de las curas.

La pimienta es conocida por sus propiedades medicinales como favorecedora de la circulación, y la miel como agente suavizante. Por ello, la combinación de ambas es la mezcla perfecta, para hacer que se estimule la circulación de las flemas alojadas en la cavidad torácica y su expulsión con la mayor suavidad posibles, impidiendo con ello que se dañe la tráquea durante la salida.

Cómo se hace el té de pimienta negra

Primero se debe hervir una taza de agua, luego añadir una cucharada de pimienta negra con dos de miel, para otorgarle así un sabor más agradable.

Se debe dejar reposar en torno a los 15 minutos, después de los cuales se cuela y se bebe sin ningún alimento que lo acompañe.

Nota:

Este remedio es efectivo para aquellas personas que NO padezcan de gastritis, ya que al consumir pimienta fresca esta puede empeorar.


Ahora solo te pediría el favor de ayudarnos a compartir esta página en tus redes sociales, para así llegar a más gente que pueda necesitar nuestra ayuda. Solo tienes que hacer click en uno de los botones que verás arriba. ¡Muchas Gracias!
Comentarios