imagen Cómo recuperarte de un preinfarto: Hábitos importantes
Medicina natural

Cómo recuperarte de un preinfarto: Hábitos importantes

Cuando has sufrido un preinfarto o angina de pecho, debes seguir un tratamiento farmacológico indicado por el doctor especialista tratante, así como también, seguir ciertas recomendaciones en cuanto a tu estilo de vida, tales como: Una buena alimentación, la reducción de bebidas alcohólicas, prescindir del cigarrillo, realizar actividades físicas y mantener una vida calmada sin alteraciones psicológicas que provoquen tensión.

Luego de pasar por un preinfarto, te preguntarás qué debes hacer para recuperarte y volver a tus actividades cotidianas; es importante que sepas que además de un tratamiento farmacológico, también es necesario hacer ciertos cambios en tu estilo de vida para que evites una recaída.

En este artículo te daremos recomendaciones para que puedas recuperarte de un preinfarto y evitar posibles reincidencias. Conoce aquí, qué es un preinfarto, los hábitos más importantes para la salud de tu corazón, y las ocho reglas de oro para recuperarte de un preinfarto y evitar recaídas.

¿Qué es un preinfarto?

La angina de pecho o preinfarto es una enfermedad que se debe a que el musculo cardiaco se queda, por un breve tiempo, sin el oxígeno necesario para su actividad. Esta falta de oxígeno o anoxia, se produce por un estrechamiento de las arterias coronarias que se encuentran obstruidas, generalmente por exceso de grasa o por un coagulo de sangre. Este estrechamiento, también se puede producir por un espasmo de tipo nervioso debido a una fuerte emoción.

Los hábitos más importantes para recuperarte de un preinfarto

  • Aliméntate a base de una dieta abundante en verduras, vegetales, frutas, cereales, frutos secos y pescado magro, poca azúcar refinada y poca sal.
  • Incluye granos enteros en tu alimentación como el trigo y el arroz integral, el maíz y la avena; ya que ayudan a mantener el peso ideal, regulariza los niveles de azúcar en sangre, reducen la presión arterial, los triglicéridos y el colesterol.
  • Mantén el peso corporal adecuado, consumiendo la cantidad de calorías necesarias según tu actividad física diaria.
  • Elimina o disminuye el alcohol y el cigarrillo.
  • Disminuye el consumo de grasas saturadas (frituras) y animal.
  • Aumenta la ingesta de Omega 3, 6 y 9.
  • Puedes hacer caminatas diarias por al menos 30 minutos.
  • Realiza actividades que te gusten y te liberen del estrés, tales como: Escribir, bailar, pintar.

Ocho reglas de oro para recuperarte de un preinfarto

  • Hay que tratar rápidamente, si los hay, factores de riesgo tales como: Sobrepeso, hipertensión, diabetes, gota, etc. Por lo que es necesario mantener los controles médicos y sus respectivos análisis.
  • Controlar el peso corporal, lo ideal es no superar los 25 kg/m2 de masa corporal.
  • Reducir al mínimo la cantidad de bebidas alcohólicas.
  • Prescindir totalmente de fumar.
  • Controlar frecuentemente la tensión arterial.
  • Realizar, regularmente, algún ejercicio físico, de ser posible diariamente.
  • Descansar y dormir suficiente.
  • Eliminar lo mayor posible todos aquellos motivos capaces de aumentar su tensión psicológica (exceso de trabajo, confrontaciones familiares, nuevas responsabilidades, etc.).

Estar al tanto de porque nos da un preinfarto y cómo recuperarnos hará que estemos mejor preparados ante este tipo de mal tan común hoy en día.

Cómo recuperarte de un preinfarto: Hábitos importantes
5 (100%) 3 votos
Comentarios